Una de las dudas más frecuentes entre nuestros pacientes tiene relación con uno de los problemas más comunes en la actualidad. Entender qué es la ansiedad es fundamental para tomar las precauciones necesarias y evitar que esta ocupe un espacio importante de nuestra vida.

La ansiedad es una respuesta del organismo frente a distintas situaciones que representan un peligro para nuestra integridad. Sin embargo, este mecanismo puede sufrir alteraciones y funcionar de manera incorrecta, haciendo que nuestro cuerpo padezca de sus síntomas en momentos que no lo requieren.

Lo más probable es que estés pensando que esto ocurre por una situación de desequilibrio mental, propio del estrés, la depresión y la inestabilidad emocional. A pesar de que estos conceptos están relacionados, no siempre se producen cuadros de ansiedad por estos motivos, lo que vuelve mucho más compleja esta situación.

Es por esto que desde nuestro centro de psicólogos en Pamplona queremos enseñarte algunas de las razones que llevan a las personas a sentir esta ansiedad, los síntomas a través de los que se manifiesta y las maneras correctas de combatir esta situación. Si quieres saber más presta mucha atención a lo que viene ahora.

Causas

Como bien señalamos anteriormente los orígenes de la ansiedad son diversos, pudiendo detonarse por distintas situaciones. Por supuesto, en este sentido la más común es la emocional, la cual desata estas sensaciones a raíz de la inestabilidad emocional, sucesos traumáticos y cambios significativos en nuestra vida.

Por otro lado nos encontramos con la ansiedad derivada de la propia genética. Así es, esta condición puede heredarse de los padres y manifestarse de forma espontánea a lo largo de nuestra vida.

El consumo de drogas también puede generar un cuadro de ansiedad, en particular cuando se trata de estimulantes del sistema nervioso. Las anfetaminas, el éxtasis o el LSD son algunos de los estupefacientes que mayor índice de riesgo tienen con respecto a estos efectos.

Síntomas

Cómo tratar la ansiedad

Existen dos grandes categorías cuando hablamos de los síntomas de la ansiedad. En primer lugar nos encontramos con aquellos que tienen una repercusión física y que afectan de forma significativa el funcionamiento de nuestro cuerpo.

Estos pueden manifestarse a través de una sudoración excesiva, un aumento en las pulsaciones, tensión muscular en diferentes zonas del cuerpo, temblores, mareos, indigestión, nauseas, diarrea y desmayos, entre otros.

En segundo lugar tenemos los síntomas de carácter mental. Entre ellos podemos encontrar una sensación de preocupación constante, mayor irritabilidad en el día a día, cansancio, dificultad para conciliar el sueño y problemas para concentrarse en las actividades cotidianas.

Tratamientos

Cuando se trata de realizar un tratamiento contra la ansiedad existen diferentes alternativas dependiendo de los orígenes que esta tenga. Cuando se trata de conflictos psicológicos del paciente, la psicoterapia puede ser una buena manera de encontrar las causas de este problema y combatirlo de forma efectiva.

Por otro lado el médico encargado de nuestro caso puede recetarnos algunos ansiolíticos que eviten la aparición de los cuadros de ansiedad. El problema de esta solución es que en ocasiones se puede generar dependencia con los fármacos, como por ejemplo con la acción de la benzodiacepinas.

Finalmente encontramos un montón de técnicas de relajación y control sobre la respiración que pueden ayudar a mitigar los efectos de estos cuadros ansiosos. Lo que sin lugar a dudas representará una gran ventaja para el paciente.

En cualquier caso, si crees que estás padeciendo algunos de los síntomas descritos, no dudes en acudir a nuestro Centro de Psicología Elena Olaiz y resolver cuanto antes tus problemas.

Call Now Button